A medida que desarrolle una relacion personal mas profunda con Jesucristo, experimentara que El lo introduce a vivien en las seis disciplinas bíblicas del discípulo, las cuales son:

  • Centrar su vida en Cristo
  • Vivir en la Palabra de Dios
  • Oración
  • Compañerismo
  • Evangelismo
  • Servicio

Centrar su vida en Cristo, significa aceptar el señorío del Señor en todos los aspectos de tu vida.  Lucas 14:26-27 «Si alguno viene a mí y no sacrifica el amor[a] a su padre y a su madre, a su esposa y a sus hijos, a sus hermanos y a sus hermanas, y aun a su propia *vida, no puede ser mi discípulo.  Y el que no carga su cruz y me sigue, no puede ser mi discípulo.”

Dios no quiere que te pelees o te alejes de tu familia, Él quiere que todo se lo entregues en sus manos y que creas que Jesús tiene la mejor parte para los tuyos.

Centrar tu vida en Cristo, significa también aprender a obedecer. Mateo 4:18-20  “Mientras caminaba junto al mar de Galilea, Jesús vio a dos hermanos: uno era Simón, llamado Pedro, y el otro Andrés. Estaban echando la red al lago, pues eran pescadores. 19 «Vengan, síganme —les dijo Jesús—, y los haré pescadores de hombres.»  Al instante dejaron las redes y lo siguieron.”

Nótese las 2 palabras importantes en estos versos: “vio” “vengan” “al instante”.  De los millares de personas en el mundo tu llamaste la atención de Jesús, es por ello que hoy Él te llama, pero tu respuesta…está siendo inmediata?  Debería serlo!!

El otro punto de Centrar tu vida en Cristo es los desafíos de obedecer.  Mateo 9:9 “Al irse de allí, Jesús vio a un hombre llamado Mateo, sentado a la mesa de recaudación de impuestos. «Sígueme», le dijo. Mateo se levantó y lo siguió.”  El ser obediente al Señor  algunas veces nos traen muchos desafíos porque el mundo gira derredor de sí mismo y nosotros los creyentes giramos derredor de Jesús.

Vivir en la Palabra de Dios,   Juan 8;31-32  “Jesús se dirigió entonces a los judíos que habían creído en él, y les dijo: —Si se mantienen fieles a mis enseñanzas, serán realmente mis discípulos; 32 y conocerán la verdad, y la verdad los hará libres.”

Para que Cristo viva en ti hay que tener la Palabra de Cristo en ti.  Apartar un tiempo para tu devocional es hacer una cita con Jesús.  Memorizar pone la palabra de Dios en tu mente y  meditarla pone la Palabra en tu corazón.

Oración,  Juan 15:7 “Si permanecen en mí y mis palabras permanecen en ustedes, pidan lo que quieran, y se les concederá.” 

Crecemos en nuestra relación personal con Cristo al orar con fe, el Nuevo Testamento enseña que la oración es un acto por el cual verdaderamente se entra a la presencia de Dios. Si tú piensas en la oración como un medio para entrar en la presencia de Dios podrá entender por qué suceden cosas maravillosas cuando tu horas.  Nunca olvides al estar orando en dar siempre gracias al Señor por sus misericordias, no te concentres solo en pedir, también adórale y agradécele para que esta Palabra de Juan 15:7 sea cumplida.

Oro al Señor que estas primeras tres disciplinas del discípulo de Cristo ya estén ejercitándose en tu vida.

Ileana Sanchez

Spanish Ministry  Coordinator.